La peineta

19 febrero 2010

"Aznar dedica una 'peineta' a quienes le insultan"

La imagen está muy fea,
lo siento señor Aznar,
porque cuando alguien eleva
ese dedito central
cruza entonces la frontera
y queda bastante mal.

Lo sé, lo sé, le pincharon,
le fueron a provocar,
mas lo han hecho en el pasado
y se supo controlar.
Un hombre que ha soportado
un intento de atentado
y logró salir del coche
con rostro muy serenado,
no puede (lo siento Jose)
verse así sobrepasado
por insultos y por voces
aunque mal le hayan sentado.

Es verdad que no comparto
la feroz persecución:
Entiendo que ya ha pagado
cualquier equivocación
cuando cayó derrotado
su partido en la elección.
Del mismo modo y manera
que no sería oportuno
a Felipe darle leña
por el GAL inoportuno
o la corrupción del Guerra…
porque ya pagó lo suyo.

Mas no está justificado
perder así los papeles
saliendo con dedo alzado
y dirigido a la gente.
Ha sido usted presidente
para quedar retratado
en actitud indecente.
Ha sido jefe de estado,
pienselo bien friamente,
y mire el nuevo retrato
que hoy contempla la gente.

Tenga usted mucho cuidado
porque existe un precedente
de un dedito elevado
(aunque señalando al frente)
y que fue inmortalizado
en una famosa estatua
(Colón era el retratado)
mas por diferente causa.
¿Se imagina usted su estatua
pero haciendo una peineta?
Vaya una triste guasa
verse así pero hecho en piedra
con una placa en la base
donde seguro dijera:
“Si no te gusta mi imagen
te subes y pedaleas”

Add to Facebook Add to Twitter
votar Gracias por tu click…

6 comentarios to “La peineta”

  1. Francesc Says:

    Hola, he añadido el verso satírico al comentario, no es el primero ya lo habia hecho alguna que otra vez, pero habia olvidado comentártelo. Me referencio tu bloc y asi lo iré siguiendo.

    Un abrazo

  2. ArmandoJaleo Says:

    ¡Impresionante poesía, que arte! ¡alucinado me he quedado y con que objetividad! Sinceramente enhorabuena y felicidades por el blog y gracias por tu comentario. Te dejo mis votos ¡Saludos blogger@!

  3. Pablo Says:

    1. Gracias por sus fluidos versos. Negado como soy para cualquier ejercicio de versificación, admiro a los que lo hacen con gracia y precisión. Abandoné el oficio de poeta, cuando intenté hacer un soneto con 11 años a la Virgen en el mes de las flores y no pasé del cuarto verso, del que todavía aflora en mi memoria este pecio: “…mil floridos mayos”.
    2. Hay dos cosas que admiré en Aznar, su valentía en el atentado y su promesa, cumplida, de irse a los ocho años.
    3. Su actuación posterior, me ha llevado a pensar que el atentado le dejó secuelas. Y que no lleva muy bien su alejamiento del poder.
    4. El que usted, excelente poeta, llame a José María Aznar, confianzudamente “Jose”, y no sólo por exigencias de la asonancia, es un indicio de sus simpatías políticas, que hermosean al ciudadano, pero empobrecen al vate. Indicio que luego se ve reforzado por la referencia al GAL.
    6. ¿Hay que firmar un pliego de descargo cada vez que uno habla de los temas políticamente incorrectos? Si de la guerra de Irak, condenando todas las guerras. Si de los vicios que las mujeres han contraído al acceder a puestos de responsabilidad pública, declarándote previamente feminista radical y afirmando que tu madre, tu mujer y tus hijas son mujeres excepcionales y por supuesto, que no les pegas. Si de los bestsellers carroñeros que se nutren de los sufrimientos de las mujeres en las guerras, como “La rosa escondida” de Reyes Monforte, declarándote beligerante indesmayable contra los que perpetraron los crímenes. Si de las masacres de Hitler y Franco, abominando de Stalin.
    7. ¿No podríamos escribir ahora un artículo, o un poema, sobre la actitud de Aznar y la de los jóvenes que lo abuchearon y, en días o meses, sucesivos, tratar del GAL o de la guerra de Irak o de Alfonso Grerra?
    8. Si no, todo se queda en el insuficiente: “Y tú más”, tan estudiado para el folklore infantil.

    • Juan Says:

      Pablo: Coincido con ArmandoJaleo respecto de la objetividad de la rima en la que creo que deja bastante claro lo terrible de la actuación en sí del señor Aznar por un lado y, por otro, la mala costumbre de este país de vivir constantemente mirando y criticando las pasadas miserias de nuestros políticos (sean del color que sean)… como si no tuviéramos suficientes problemas en el presente. Lo de “Jose”, más me suena a coña (como lo de ZP) que a estimación personal. ¿No es así, Miralarrima?.

    • miralarima Says:

      Agradezco vuestras notas,
      y lo digo de verdad,
      pongan ellas lo que pongan.
      Por favor, participad.

      Al hacer esta rimada
      sólo pretendí dos cosas,
      dejar dos ideas claras,
      y que os expongo yo ahora:

      Pienso que es una cagada
      esta peineta de Aznar
      no estando justificada
      por más vueltas que le dan.

      Pienso que no aporta nada
      el pasado criticar
      porque las cosas pasadas,
      aun dignas de criticar,
      fueron antes criticadas
      al acabar de pasar;
      y hay cosas del presente,
      preocupantes sin dudar,
      que es más inteligente
      que tratemos de arreglar.
      (o podemos esperar
      a que ya sean pasadas…
      y volvemos a empezar).


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: